Blog

Sigue nuestras novedades dentales.

manchas en los dientes

Todo lo que debes saber sobre manchas en los dientes

Tener los dientes blancos y brillantes es el sueño de muchas personas. Dicha blancura se asocia generalmente con una higiene oral impecable y buena presencia.

Sin embargo, el esmalte que recubre los dientes es propenso a pigmentarse. Por ello, es común que se formen manchas en los dientes.

En este artículo, explicaremos por qué se generan las manchas en los dientes y qué indica su color.

No obstante, no todas las manchas son iguales, y su color suele indicar su causa y origen.

¿Cómo se generan las manchas en los dientes?

Generalmente, las manchas en los dientes se desarrollan cuando la higiene oral es deficiente y los dientes pasan mucho tiempo en contacto con algún pigmento oscuro. Estos pigmentos producen un cambio de color indeseado en los dientes.

Sin embargo, debes entender que principalmente hay dos tipos de manchas:

Manchas extrínsecas:

Estas manchas son superficiales y únicamente afectan la porción externa del esmalte. Generalmente, se presentan cuando se forma la biopelícula o placa dental.

Esta placa es una película fina y transparente que puede absorber los pigmentos presentes en distintas comidas, bebidas o nicotina, generando un cambio de color en los dientes.

Afortunadamente, estas manchas dentales pueden ser eliminadas fácilmente mediante el cepillado dental. No obstante, si la biopelícula se transforma en cálculo, solo un dentista puede removerlo a través de una limpieza dental.

Manchas intrínsecas:

Este tipo de pigmentación se desarrolla dentro del esmalte dentario. Ocurren cuando el diente está constantemente en contacto con sustancias que generan pigmentos.

Luego de un periodo prolongado, el pigmento penetra el esmalte y cambia el color del diente desde adentro.

Por otro lado, estas manchas solo pueden ser removidas mediante un blanqueamiento dental u otros tratamientos mucho más complejos.

Distintos colores de manchas dentales

El color de la mancha puede indicar cuál es su causa. Entre estos colores, los más comunes son:

Amarillo y marrón

Son asociados a consumo frecuente de comidas altas en pigmentos, mala higiene oral y nicotina.

La nicotina se adhiere fácilmente a los dientes y les da una apariencia amarillenta o marrón. No obstante, estas manchas también se desarrollan por consumo de bebidas y alimentos oscuros como té, gaseosas oscuras, café, vino tinto y otros.

Finalmente, el consumo de algunos fármacos como la Tetraciclina son capaces de pigmentar los dientes y volverlos amarillos.

Blanco

Las manchas blancas suelen ser menos comunes y más difíciles de identificar.

Por un lado, todas las lesiones de caries comienzan como una pequeña mancha blanca sobre el esmalte, las cuales resaltan por su tono opaco.

De forma similar, la fluorosis dental y la hipoplasia del esmalte también son responsables de generar manchas blancas en los dientes. No obstante, en casos severos, estás condiciones también pueden generar manchas marrones e incluso negras.

Negro

Las manchas o puntos negros en el diente suelen ser indicativos de lesiones de caries en estadio medio o avanzado. 

A su vez, un diente totalmente negro puede indicar necrosis o muerte de la pulpa dental.

Por otra parte, la amalgama dental en restauraciones amplias pueden pigmentar el diente y darle un tono gris oscuro.  

Finalmente, las manchas en los dientes pueden ocurrir por distintas razones. Sin embargo, las más comunes son consumir alimentos oscuros, lesiones de caries y nicotina. Esto genera manchas marrones o amarillas en los dientes.

Por fortuna, la mayoría de las manchas pueden ser removidas fácilmente con la ayuda del dentista. Usualmente, una limpieza o blanqueamiento dental es lo único que se necesita para lograr y mantener una sonrisa brillante.

Valora esta pagina post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Te Llamamos

Contactanos
× ¿Cómo puedo ayudarte?